Convicción de la Escuela

La Escuela Francisco Varela, un espacio educativo basado en la escucha y el respeto, considera como una medida concreta el garantizar el derecho a la educación para todos y todas los niños, niñas y jóvenes, independiente de sus posibilidades físicas, emocionales e intelectuales, por esto existe de un 15% de las matriculas reservadas para estudiantes con alguna “Necesidad Educativa Especial”, lo que se traduce en la práctica a 1 o 2 niñ@s por aula, dependiendo de las particularidades y necesidades de cada grupo. Sin embargo, no sólo se apunta a entregar una educación de calidad a los niñ@s con algún tipo de “diagnóstico”, sino también a todos aquellos niñ@s que dan vida a las aulas y patios de la Escuela, con todas sus características, ya que se apunta a la necesidad individual que cada persona presenta en la configuración personal de su propia versión del mundo, sociedad y familia. Es el individuo versus la cultura que lo rodea y sobre cómo hacer la síntesis necesaria para poder encontrar su lugar en armonía con el entorno.